ira imagen

El control de la ira a través de la paciencia

Nuestras emociones surgen inconscientemente o debido a nuestras interacciones, influyendo en nuestras relaciones personales, sociales y profesionales.

Cuando sentimos emociones negativas tenemos pensamientos imprecisos, tomamos malas decisiones y actuamos inadecuadamente. Si identificamos la emoción, podemos usar estrategias de regulación emocional.

IRA

Implica emociones que pueden derivar en conductas violentas, por lo que se evita culturalmente. Surge cuando las cosas no suceden como queremos, o alguien nos trata de forma diferente a como creemos que merecemos.

Para nuestra mente estamos siendo atacados, por lo que sentimos una sensación de vulnerabilidad que activa nuestros mecanismos de defensa. Esto puede provocar problemas de salud, problemas cardiovasculares y de tensión arterial.

¿Cómo se evita?

La ira no se evita, hay que dejarla fluir cómo cualquier otra emoción: todas son necesarias.

Su función es enseñarnos a defendernos de lo que nos puede hacer daño. Su respuesta impulsiva está formada por un estado emocional de impaciencia y por ataques (físicos o verbales) que canalizamos:

  • Hacia fuera: desplazándola hacia otras personas.
  • Hacia dentro: suprimiéndola.
  • Derivándola: aquí es donde tiene lugar la regulación emocional.

La canalización de la emoción hacia dentro causa irritación hacia nosotros/as. La ira puede derivar en rencor y/o resentimiento, que mantienen esos sentimientos.

¿Cómo se regula?

Una forma de regular la ira y que las demás personas no perciban nuestro estado emocional es su control.

Una consecuencia de la regulación emocional es la paciencia, que se consigue con esfuerzo. Ayuda en la regulación de la ira cómo estrategia para prevenir la violencia y aumentar el bienestar. Pasar de la impaciencia (próxima a la ira) a la paciencia (próxima al amor) es un modelo de regulación emocional.

Estrategia CAP:
Conocimiento + Actitud + Práctica

Cuando tomamos decisiones TODAS las personas creemos hacer lo correcto. Si utilizamos la empatía podemos comprender el estado emocional de otras personas, aceptar lo que sienten y perdonar.

BIBLIOGRAFÍA
Imagen Pablo Stanley – www.iconscout.com

Bisquerra & Punset. (2015). Universo de emociones. ©. Valencia: Paulagea